Latitud de selección

CÓMO LOGRAR UN ORGASMO ANAL: 35 CONSEJOS PARA TI Y TU PAREJA

0 Comments

Contenidos relacionados.

Donde ir para - 599902

Video Playlist

Una penetración brusca puede provocar desgarros en la piel y aumentar el albur de contraer infecciones de transmisión venéreo y otras infecciones. Estira tu agalludo entre tus piernas o alrededor de tu espalda para alcanzar tu ojete. La mucosidad anal a veces se secreta cuando defecas o durante la estimulación anal, pero la cantidad de mucosidad secretada, si la hay, no es suficiente para ayudar a la penetración. También puedes comprar un vibrante de doble penetración DP para acceder el ano y la vagina al mismo tiempo. Dentro o fuera.

1 La cucharita profunda

Parece una tontería, pero es una faja erógena increíble- mente sensual. Mira porno, escucha una historia erótica o simplemente cierra los ojos y fantasea. Un dedo o un juguete pueden alimentar alguna acción de DP para acceder la vagina mientras el trasero recibe algo de amor. Un lubricante de silicona o a base de licor funciona bien y es seguro para usar con condones y juguetes sexuales. Sin embargo, el sexo anal suele ser el que menos practican los hombres heterosexuales. El cuerpo tiene docenas de zonas potencialmente placenteras que anhelan algo de acción. Masajea y penetra tan despacio o con tanta apremio como desees.

Cumplidas

No existe el exceso de lubricante cuando se trata de tu ano. Colócate como montando una silla sobre él, o su juguete bien posicionado, con las rodillas a cada lado de sus caderas y las manos en la cama o el suelo. El lubricante es imprescindible No podemos exagerar esto lo suficiente. Baja tu asentaderas y usa tus caderas y manos para controlar la profundidad. Poco a poco introduce la punta del dedo suave- mente y haz movimientos circulares. Para hacerlo con tu pareja: Ponte en cuatro patas.

Libreto hachote

Puedes encontrar masajeadores vibratorios con diferentes configuraciones de vibración y pulso. El ojete no se autolubrica Simplemente no lo hace, al menos no de la misma manera que una vagina. Ya que estamos hablando de bacterias, no olvides lavarte bien las manos antiguamente del acto. Finalmente, con suavidad, introduce un dedo entero y muévelo aun que encuentres la próstata o buscando las raíces del clítoris de tu pareja. Así que si quieres basarse, como en todo lo que tiene que ver con el sexo, deje primero con tu pareja. Lleva tu pierna exterior hacia tu pecho. Temblor simulada. Insértalo y juega a tu gusto.

De lo contrario, podrías llevar bacterias a sus zonas íntimas y arriesgarte a que padezca infecciones, enfermedad inflamatoria pélvica y, claro, que no vuelva a llamarte. Recorta y lima tus uñas para evitar lastimar la piel delicada. No existe el exceso de aceite cuando se trata de tu ojete. Para hacerlo con tu pareja: Pídele que se acueste boca arriba. Usa tu mano, los dedos o un juguete para deslizarte hacia arriba y hacia abajo y de lado a lado sobre el clítoris y el pliegue. Vibración simulada.

Leave a Reply

Your email address will not be published.*